Ir al contenido principal

Proyecto BEPS de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE): De las Consultas y la Participación a las Conclusiones - Segunda Parte

Como puede percibirse de lo expuesto en la entrega anterior, los extremos a través de los cuales se desenvuelve la iniciativa BEPS de la OCDE son: el combate a la merma de la base gravable mediante la deducción de intereses y otras cargas financieras (Acción 4), evitar el abuso de las disposiciones de los tratados tributarios y la elusión de las disposiciones relativas al concepto de establecimiento permanente como criterio de sujeción a un determinado orden tributario (Acciones 6 y 7), pugnar contra el establecimiento de precios de transferencia con el único propósito de erosionar la base de tributación en situaciones donde se carecen de parámetros comparables, en operaciones verificadas entre partes relacionadas o a través de actuaciones simuladas (Acciones 8, 9 y 10), por lo que en ese sentido se propone una puntual revisión de la documentación relacionada con tales precios y la presentación de información, incluso país por país (Acción 13).

De la agenda de trabajo concertada derivaron los primeros conjuntos de medidas y reportes sobre BEPS publicados en septiembre de 2014 y las conclusiones emitidas en octubre de este año, respectivamente, con lo que se prevé asegurar que las ganancias societarias sean gravadas realmente donde se lleva a cabo la actividad económica, donde es creada la cadena de valor y, además, proporcionar seguridad jurídica a los agentes económicos en lo que toca a la prevención de conflictos por la aplicación de las normas fiscales internacionales.[1] 

Conviene subrayar respecto a este proyecto, el cual es catalogado como el más importante desde la creación de la OCDE, que si bien la descripción aquí sucinta puede llevar equivocadamente al lector a suponer que las conclusiones alcanzadas fueron producto de ocasionales reuniones celebradas por tan solo un grupo compacto de países miembros de esa organización y del G20, lo cierto es que nada está más alejado de la verdad.

En efecto, su andamiaje y contenido requirieron la apertura de un diálogo permanente entre los sujetos involucrados, entre los que se encuentran el propio G20, la OCDE, los países en desarrollo, a quienes les fue concedida participación directa en los debates, en colaboración con organizaciones internacionales como el Fondo Monetario Internacional, el Banco Mundial y la misma Organización de las Naciones Unidas.

También contó con el involucramiento de administraciones tributarias regionales organizadas con base en sus respectivos grupos regionales-lingüísticos, de la siguiente forma:

GRUPO REGIONAL-LINGÜÍSTICO
AGENCIA TRIBUTARIA REGIONAL
África
Foro Africano de Administración Tributaria (ATAF)
América Latina y el Caribe
Centro Interamericano de Administraciones Tributarias (CIAT)
Asia
Grupo de Estudio sobre la Investigación en la Administración Tributaria de Asia (SGATAR)
Países francófonos
Centro de Encuentro de las Administraciones Fiscales (CREDAF)
Europa Oriental y Medio Oriente
Organización Intra-Europea de Administraciones Tributarias

Una vez definidos los puntos que integraron el plan BEPS, el desarrollo de los mismos quedó a cargo de los grupos de trabajo formados para tal efecto, integrados por los sujetos antes señalados, bajo el entendido de que el órgano encargado de la toma de decisiones al más alto nivel fue el Comité de Asuntos Fiscales de la OCDE, por lo que las aportaciones eran procesadas en dos diferentes niveles, al interior de los grupos y ante una instancia superior.

Para apuntalar los procedimientos de diálogo y consultas, adicionalmente se otorgó participación a los Programas de Relaciones Globales en Fiscalidad y de Fiscalidad y Desarrollo, quienes suministraron plataformas adicionales para el tratamiento de cuestiones específicas, la realización de eventos de capacitación a solicitud de los propios interesados, así como reuniones nacionales bilaterales tendentes a establecer normas supranacionales y procedimientos administrativos más fortalecidos.

Todo lo anterior puede ser representado a través de la siguiente figura, con la cual pretendemos esquematizar con propósitos de mejor entendimiento lo que fue la estructuración del proyecto BEPS de la OCDE.

Continuará…

Elaborado por:
Lic. Mauricio Estrada Avilés
Subdirector de Área





[1] Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos. El proyecto BEPS y los países en desarrollo: de las consultas a la participación. Información recuperada de:


Comentarios

Entradas más populares de este blog

Selección de temas para tesis y tesina

En esta ocasión sometemos a la consideración de nuestros seguidores los pasos básicos a seguir para la selección de un trabajo de investigación, en formato de tesis o tesina:

1. Debe seleccionarse de acuerdo a las líneas de investigación del programa académico que se está cursando, de acuerdo con los siguientes aspectos: Tener gusto personal por el temaPrepararse y especializarse en el temaContar con fuentes de información fidedignasQue sea un tema abordableQue se le dedique el tiempo suficiente para su desarrollo
2. Antes del desarrollo de la tesis o tesina, se deben plantear determinados puntos primordiales, primero, para saber si el tema elegido es el adecuado, y segundo, para el planteamiento y desarrollo del tema de investigación, a saber: Antecedentes. El presentante debe describir y sustentar el tema que eligió para investigar, así como indicar cuál es el punto de partida del problema de investigación.Definición del problema.Definir el problema de investigación.Justificación. Expli…

METODOLOGÍA JURÍDICA, Autor: Bartolo Pablo Rodríguez Cepeda

Manual de Derecho Administrativo, Autor: Henry Alexander Mejía